Cursos

¿Un regalo para mamá? Una cata de vinos

cata de vinos

Llega la recta final para la celebración del día de la madres, y ya no hay escapatoria, así que hay que decidirse a hacer un buen regalo o a comprarlo primero que se encuentre en la tienda más cercana a casa,  cruzando los dedos para que se convierta en un detalle que llame la atención.

O, se puede optar por la tercera vía. Con un presupuesto medio, o incluso, bajo -ojo que también los hay más altos – se pueden encontrar muchos detalles en forma de cursos que pueden ser de lo más atractivos. Aunque los que mejor suenan son las catas de vinos.

Cursos de catas de vinos para mamá

¿Es un detalle para aprender o un detalle para viajar? La verdad es que tiene un poco de ambos, porque muchos de estos cursos permiten conocer las mejores bodegas nacionales, o internacionales, al tiempo que se aprende un poco más sobre caldos y sobre cómo paladearlos.

El forma de pack de regalo, muchos de estos cursos, además, tienen una ventaja añadida y es que aunque se trate de un viaje de aprendizaje no están fijados a una fecha en concreto ni tienen por qué realizarse en un día determinado, en realidad, muchos de ellos ponen plazos de hasta 3 años para elegir los días que más convenga.

Conocer las variedades de vinos, los tipos de elaboración, la fermentación, el paladar, la nariz… Son solo algunos de los motivos para disfrutar de estos cursos tan originales.

La gastronomía, en formación

No es que solo se puede elegir el vino como atractivo gastronómico para un curso para mamá, hoy en día la oferta es de lo más completa y variada: champán, frutas, chocolate… son algunas de las opciones interesantes.

¿Qué le vais a regalar a vuestra madre este año?